ACCESO A LA JUSTICIA

A- A A+

Derechos de las personas usuarias

1. Ser atendida por el Juzgado de Violencia Doméstica, de Familia o Contravencional más cercano al lugar donde usted vive o se encuentra.

2. Ser escuchado sobre su caso y pedir pruebas como exámenes físicos y psicológicos, que pueden realizarse en la Clínica del Seguro Social o en el EBAIS más cercano.

3. Pedir las medidas de protección en forma oral o escrita. No se necesita la firma de un(a) abogado(a) si lo hace personalmente.

4. Que le expliquen de manera clara lo que usted ha de hacer, el uso que debe darle a los documentos que le entreguen y el procedimiento que se seguirá.

5. Que se denuncie al agresor o a la agresora por delito cometido en su contra y en contra de sus hijos e hijas, si los hechos fueron graves. Si no desea que eso se haga, el juzgado no lo hará.

6. Que se apliquen medidas de protección que la protejan a usted y a su familia.

7. Que el agresor(a) no esté presente en la comparecencia cuando usted declare.

8. Apelar lo que dice el juez o la jueza después de la comparecencia, si no está de acuerdo con lo que él o ella decidió.

9. Recibir protección y colaboración de la policía cuando lo necesite. Si los policías no cumplen la orden del juez o de la jueza, usted puede acusarlos por incumplimiento de deberes ante el Ministerio Público.